Pepe Martí evidencia su gran ritmo con un podio y dos remontadas en Cheste

El piloto de Campos Racing consigue su sexto podio del curso en la F4 Española tras acabar segundo en la cita del sábado, pese a rodar con neumáticos usados, a diferencia de la mayoría de rivales.


En las dos carreras del domingo, el piloto barcelonés ha compensado sendos problemas en la salida remontando un total de 29 posiciones en pista (15 y 14, respectivamente), y ha logrado la vuelta rápida en una de ellas.


Teníamos el mejor ritmo de la parrilla este fin de semana, pero el domingo no nos acompañó la suerte”.




Pepe Martí ha cerrado en el Circuito Ricardo Tormo de Cheste el quinto encuentro de la Fórmula 4 española con una segunda posición en la carrera del sábado y las dos mayores remontadas de la parrilla en las citas dominicales, que ha concluido en 11ª y 7ª plaza, respectivamente. En esta última prueba ha logrado, además, la vuelta rápida, lo que no hace sino rubricar su gran ritmo a lo largo de todo el evento, sensación que espoleará al joven barcelonés de cara a continuar en la batalla por las principales posiciones del campeonato en el circuito de Jerez los próximos 2 y 3 de octubre.


Martí aterrizaba en el evento local de su equipo, Campos Racing, escudería que cuenta con el apoyo de Auser, concesionario y taller oficial de Renault y Dacia del grupo Movento, para promover el talento joven, con buenas perspectivas y un setup de partida que invitaba al optimismo. Sensaciones que se trasladaban a los resultados en pista desde las tandas de entrenamientos libres, que cerraba como líder y con la mejor vuelta del fin de semana hasta ese momento.


El piloto catalán partía desde la quinta plaza de parrilla la primera carrera del fin de semana, que, a diferencia de buena parte de sus rivales, afrontaba con neumáticos usados, un hándicap importante, especialmente en las últimas vueltas. Sin embargo, un excelente inicio de prueba lo ha catapultado hasta el segundo puesto, que ha sabido conservar de modo impecable.


La segunda jornada de actividad en Cheste arrancaba con la preceptiva sesión clasificatoria, celebrada sobre un asfalto frío y poco engomado, y cuya clasificación ordenaba la parrilla de la tercera carrera: “Hemos optado por esperar dos minutos en el pit lane antes de entrar a pista, una estrategia que creemos que era la más acertada. Sin embargo, el tráfico no nos ha permitido completar más que una vuelta limpia. El tiempo restante en la sesión nos ha permitido hacer dos giros más, ambos lastrados, en primer lugar, por un trompo de un rival y, posteriormente, por una bandera roja”. Pepe se ha tenido que conformar con un nuevo quinto puesto en la sesión que una sanción ajena transformaría en cuarta posición.


Con anterioridad a esta tercera prueba se celebraría la carrera corta, prevista a 18 minutos más un giro. Pese a partir desde la tercera casilla de salida, Pepe ha preferido guardarse el juego de neumáticos nuevos para la cita vespertina, que, al igual que la del sábado, otorga la máxima puntuación. Martí ha calado el monoplaza en la salida, desplomándose de la tercera a la 26ª posición: “A pesar de este lance, hemos demostrado en pista nuestro gran vuelta a vuelta. Hemos estado marcando los mismos cronos de los líderes de carrera rodando en tráfico y luchando por posición. Al final hemos acabado en 11º lugar, recuperando 15 posiciones. Ha sido una pena, porque teníamos ritmo para estar delante”.


Unas horas después, Pepe Martí ha montado cuatro neumáticos nuevos en su Campos Racing para afrontar la última cita del programa, prevista a 25 minutos más una vuelta: “Lamentablemente, hemos vuelto a calar el coche en la salida, por lo que se ha repetido la historia de la mañana. De nuevo nos ha tocado trabajar en el grupo para luchar por entrar en el top 10 y salvar unos cuantos puntos. Al final, hemos recuperado 14 posiciones para entrar en meta en 7º lugar con la vuelta rápida, y rodando más veloces que los primeros tres clasificados”. Cabe apuntar que esta recuperación ha sido muy limpia y sin incurrir en abusos de los límites de pista, uno de los aspectos que ha capitalizado la atención del fin de semana y ha costado no pocas sanciones a multitud de rivales en forma de segundos añadidos al tiempo final.


Pepe Martí cerraba el meeting con sensaciones agridulces: “Teníamos ritmo para repetir los resultados de Motorland, pero el domingo no nos ha acompañado la suerte. En suma, ha sido un fin de semana muy difícil, porque no hemos transformado en resultados el mejor ritmo de toda la parrilla”. Por fortuna, el piloto barcelonés no tendrá que esperar demasiado para redimir las sensaciones de Cheste, ya que el sexto evento del año llegará en apenas dos semanas, los días 2 y 3 de octubre, en el trazado de Jerez. Se trata del penúltimo encuentro del año, que Martí afronta todavía con plenas opciones de luchar por un puesto en el podio final del campeonato.